Una noche para el Salón de la Fama

| |

Si existiera el Salón de la Fama del fútbol argentino, esta noche, la de la coronación de la Copa América 2021 ante Brasil en el Maracaná de Río de Janeiro, tendría desde mañana mismo un lugar reservado como una de las jornadas épicas de la historia.

Sin temor a la exageración nadie se atrevería a cuestionar que esta 15ta. conquista del trofeo sudamericano representa la epopeya más trascedente después de los dos Mundiales ganados en Argentina ’78 y México ’86.

Por la rivalidad con Brasil, por la mística del escenario y porque se trata de la primera vez que Lionel Messi, leyenda vigente del fútbol argentino, alza una copa con la Selección mayor para ponerle fin a una sucesión frustraciones.

Los títulos mundiales en Argentina 1978 y México 1986, el triunfo ante Brasil en octavos de final de 1990 y las Copas América de 1991 y 1993 son parte de las grandes victorias de la «albiceleste» en la historia moderna y este triunfo en el Maracaná reconfigura el espacio.

El equipo conducido por Lionel Scaloni y liderado por Messi quedará grabado en las páginas doradas de la historia por cortar una larga racha de 28 años sin títulos, la peor sequía de todos los tiempos.

La historia del seleccionado argentino empezó con la obtención de los primeros doce Campeonatos Sudamericanos (1921, 1925, 1927, 1929, 1937, 1941, 1945, 1946, 1947, 1955, 1957 y 1959) con grandes figuras como Herminio Masantonio, Norberto Méndez y Adolfo Pedernera, entre otros.

El despegue y reconocimiento mundial se concretó en 1978 con la conquista de la Copa del Mundo organizada en nuestro país con el equipo conducido por César Luis Menotti.

El triunfo 3-1 en la final contra Holanda en el estadio Monumental con los goles de Mario Kempes, en dos oportunidades, y Daniel Bertoni y las atajadas de Ubaldo Matildo Fillol fue el primer gran hito del combinado nacional.

Seis años después, en el Mundial de México, la selección de Carlos Salvador Bilardo y Diego Armando Maradona repitió la gesta con dos victorias inolvidables.

El 22 de junio en el estadio Azteca, Argentina eliminó a Inglaterra en los cuartos de final con los dos goles famosos y consagratorios de Maradona.

Una semana después, Argentina superó a Alemania por 3-2 en una emotiva final que se definió a siete minutos del final con el tanto de Jorge Burruchaga.

La eliminación a Brasil en octavos del Mundial de Italia con el gol de Claudio Paul Caniggia también está entre las alegrías del hincha argentino aunque no se haya podido completar con la final perdida ante Alemania.

Con este histórico triunfo en Brasil, Argentina pone fin a unos largos 28 años sin títulos y deja atrás una serie de frustraciones recientes en la Copa América como las cuatro finales perdidas ante Brasil (2004 y 2007) y Chile (2015 y 2016).

Previous

Argentina le ganó a Brasil y se consagró campeón de la Copa América

Di María fue el ángel de Ia selección para el gol de una noche soñada

Next

Deja un comentario

Desarrollo Web Efemosse